Sting – And yet

And yet

This town, this stain on the sunrise
Disguised in the mist, this morning.
It’s 8 AM, a seagull shouts
A sailor’s warning, this sky.

This bend in the river
Slows down and delivers me
The tide rolls back
And all my memories fade to black.

And yet,
And yet…
I’m back

This town has a strange magnetic pull
Like a homing signal in your skull
And you sail by the stars of the hemisphere
Wondering how in the hell did you end up here?

It’s like an underground river or a hidden stream
That flows through your head and haunts your dream
And you stuffed those dreams in this canvas sack
And there’s nothing round here that the wide world lacks.

And yet,
And yet…
You’re back

Some night I’d lie on the deck and I’d stare
At the turning of the stars
Those constellations hanging up there
From the cables and the rigging

I wonder if she saw the same or managed to recall my name
Why would she ever think of me, some boy she loved who fled to sea?
And why waste time debating
Whether she’d be waiting for the likes of me?

So you drift into port with the scum of the seas
To the dance halls and the brothels where you took your ease!
And the ship’s left the dock, but you’re half past caring
And you haven’t got a clue whose bed you’re sharing.

And your head’s like a hammer on a bulkhead door
And it feels like somebody might have broken your jaw
And there’s bloodstains and glass all over the floor
And you swear to god ye’ll drink no more.

And yet,
And yet…
In truth
It’s too late to find her

Too late to remind her at some garden gate
Where a servant tells me I should wait
And perhaps a door’s slammed in my face
My head must be in outer space.

And yet,
And yet
Before the sun has set
Before the sea there may be something else
That’s waiting for the likes of me.


Y todavía

Esta ciudad, esta mancha en la sonrisa
De incógnito en la niebla, esta mañana
Son las 8 a.m., una gaviota grita
El aviso de un marinero, este cielo

Esta curva en el río
Reduce la velocidad y me rescata
La marea baja
Y todos mis recuerdos ennegrecidos

Y todavía,
Y todavía
estoy de vuelta

Esta ciudad tiene un extraño atractivo magnético
Como una señal mensajera en tu calavera
Y tú navegas por las estrellas del hemisferio
Preguntándote cómo diablos has acabado aquí

Es como un río bajo tierra en una fila oculta
Que fluye a través de tu cabeza y hechiza tu sueño
Y tú metiste esos sueños en este saco de tela
Y no hay nada por aquí de lo que el mundo carezca

Y todavía,
Y todavía
Estás de vuelta

Alguna noche estaré en la cubierta y observaré
el movimiento de las estrellas
Esas constelaciones detenidas allá arriba
De los cables y del cordaje

Me pregunto si ella vio lo mismo o lograría recordar mi nombre
¿Por qué pensaría en mí, en un chico que amó que huye al mar?
Y por qué perder el tiempo debatiendo
si ella ha estado esperando por las semejanzas conmigo?

Así que te dejas llevar hacia un puerto con la cochambre de los mares
A los salones de baile y los burdeles donde tenías tu alivio
Y el barco quedó en el muelle, pero estás cariñoso y medio
Y no tienes una pista sobre la cama de quién estás compartiendo

Y tu cabeza es como un martillo en una mampara
Y sientes como si alguien hubiera roto tu mandíbula
Y hay manchas de sangre y cristall por el suelo
Y juras por Dios que no beberás nunca más

Y todavía
Y todavía
En verdad
Es demasiado tarde para encontrarla

Demasiado tarde para recordarla en alguna puerta de un jardín
Donde un criado me dice que debería esperar
Y quizás una puerta me diese en las narices
Mi cabeza debe estar en el espacio exterior

Y todavía
Y todavía
Antes de que el sol se ponga
Antes del mar debería haber algo más
Que espera por las semejanzas conmigo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.